Internet para todos los confines de la tierra: ¿qué son los satélites Starlink?

¿Puedes imaginar una vida sin internet? Sin duda se ha convertido en un servicio indispensable en el mundo. De hecho, según el informe Digital 2021 de Hootsuite y We Are Social, los internautas aumentaron en más de 330 millones el último año.

Para abril de 2021 los usuarios de internet ascendieron a 4,7 mil millones. No obstante, aunque existen países con una población conectada casi totalmente, otros aún se encuentran con muy poca penetración. En este sentido, los satélites Starlink tienen la visión de proveer internet en todas partes.

Proyecto Starlink

Starlink es una red de satélites anunciada en 2015 por Space X para lograr una cobertura global de internet. La compañía aeroespacial de Elon Musk estima poner en órbita 12.000 satélites para antes de finalizar esta década. El objetivo del proyecto Starlink es ofrecer internet de banda ancha, constante y "asequible".

En mayo de 2019, Space X puso en órbita los primeros 60 satélites Starlink, de 1.584 programados en una primera fase. Los mismos están a unos 549 kilómetros por encima de la tierra, una órbita mucho más baja que la habitual.

El envío masivo de satélites Starlink, ha permitido a la empresa Space X activar un servicio Beta desde octubre de 2020. Esta versión ofrece velocidades de datos de hasta 150 MB. Hasta el primer trimestre de 2021, el internet satelital de Starlink estaba presente en más de 6 países y superaba los 10 mil usuarios.

Elon Musk aclaró que el proyecto Starlink no compite con las conexiones 5G o la fibra. Este programa planea dar internet a zonas donde la geografía imposibilita a las operadoras funcionar. El sistema requiere solo una antena receptora y un módem casero.

Más de 1500 satélites en órbita

El pasado mes la empresa realizó el séptimo lanzamiento del año y colocó en órbita el satélite número 1.500. Según Musk, para finales de 2021 Starlink proporcionará velocidades de 300 Mbps, en lugar de los 100 Mbps que brinda el modo Beta. Y en 2022, estiman ofrecer internet en todas partes con velocidades de hasta 1 Gbps, baja latencia y bajo costo.

Pero aún está lejos de ser un proyecto de internet gratis para todos. El precio inicial es de 598 dólares: 499 por el kit de antena, cableado y router, más 99 dólares por el primer mes. En Latinoamérica y Europa debe sumarse además 60 dólares de envío de los equipos.

El servicio puede solicitarse a través de Starlink.com, pero lo que no está claro es si Starlink aceptará pagos en Bitcoin, luego de las recientes polémicas de Elon Musk al respecto.

La brecha digital es cada vez menor

Por distintas circunstancias, todavía hay muchos usuarios en el mundo sin acceso a internet. En América Latina, por ejemplo, Bahamas y Chile encabezan la lista de países más conectados, con más de 82%. Mientras que Haití y Guyana apenas alcanzan el 37% de su población conectada.

Eso implica que una buena parte de la población queda rezagada en el aprendizaje digital y sus beneficios. Por eso, iniciativas como el proyecto Starlink conforman una gran oportunidad para disminuir la brecha digital. Ya compañías como OneWeb han anunciado proyectos similares, lo que significará una sana competencia.

Falta camino por recorrer para que exista un internet gratis para todos, pero los avances son importantes. Mientras tanto en Chile. Starlink anuncia cobertura desde finales de este año y ya lo puedes solicitar.

Si quieres saber más noticias sobre tecnología y educación financiera, conoce nuestro blog en MACH y descubre una mejor forma de administrar tu dinero.

También te podría interesar: